Los compromisos nacionales contra el cambio climático están lejos de cumplir el Acuerdo de París | Corresponsables.com Internacional
ISO 26000:
 Medio Ambiente

Los compromisos nacionales contra el cambio climático están lejos de cumplir el Acuerdo de París

08-11-2017
Portada del Informe de ONU Medioambiente

En el marco de la COP23 que se celebra estos días en Bonn, Alemania, ONU Medio Ambiente ha presentado la octava edición del Informe sobre la disparidad en las emisiones.

La publicación sostiene que los compromisos de los países que ratificaron el Acuerdo de París no son suficientes para cumplir con los objetivos del mismo. En concreto, con estos compromisos solo se alcanzaría un tercio de la reducción de emisiones requerida en 2030 para cumplir las metas climáticas, siempre y cuando, “el sector privado y los actores subnacionales aumenten su tasa a un nivel que ayude a cerrar esta preocupante brecha”, señalan desde ONU.

En este contexto, los impulsores del informe instan a gobierno y actores a adoptar de manera urgente compromisos climáticos más ambiciosos para garantizar que los objetivos del Acuerdo de París. Así, el estudio de ONU Medio Ambiente recopila buenas prácticas para reducir las emisiones a través de acciones de mitigación en los sectores de la agricultura, la construcción, la energía, la silvicultura, la industria y el transporte.

"Un año después de la entrada en vigor del Acuerdo de París, aún nos encontramos en un escenario en el que no estamos haciendo lo suficiente para salvar a cientos de millones de personas de un futuro doloroso", ha advertido Erik Solheim, director ejecutivo de ONU Medio Ambiente. Para Solheim esta situación es inaceptable. Pro ello, pide invertir en tecnología para combatir el cambio climática y asegurar que el sector privado se incorpora a esta lucha. Solo así, insiste “podremos cumplir la promesa de proteger el futuro de nuestros hijos. Pero tenemos que abordar el problema ahora".

Objetivos del Acuerdo de París

El Acuerdo de París busca limitar el calentamiento global a menos de 2 °C y tiene sobre la mesa un objetivo más ambicioso, de 1.5 °C. El cumplimiento de estas metas reduciría la probabilidad de impactos climáticos severos que podrían dañar la salud humana, los medios de subsistencia y las economías de todo el mundo. Sin embargo, tal y como están las cosas, incluso la plena implementación de las actuales contribuciones determinadas a nivel nacional -condicionales e incondicionales- hace muy probable un aumento de la temperatura de, al menos, 3°C para el año 2100, lo que significa que los gobiernos deben comprometerse de forma más contundente en la revisión programada para 2020, según indican desde Naciones Unidas.

El estudio concluye que las promesas actuales del Acuerdo de París harían que las emisiones en 2030 estén entre 11 y 13.5 gigatoneladas de dióxido de carbono equivalente (GtCO2e), por encima del nivel necesario para mantener al mundo en el camino de menor costo hacia el objetivo de 2°C.