Alianzas de valor compartido: otra manera de ver los negocios | Corresponsables.com Internacional
ISO 26000:
 Gobernanza
Grupos de interés:
 Grandes empresas,  PYMES,  Proveedores y Consultores,  Tercer sector,  Administraciones y Empresas Públicas,  Mundo Académico,  Medios de Comunicación

Alianzas de valor compartido: otra manera de ver los negocios

Mark Kramer, cofundador y director general de FSG (Foundation Strategy Group), pone foco en cómo generar alianzas de valor compartido para hacer frente al cambio climático.

11-10-2018
Escucha esta página utilizando ReadSpeaker

Mark Kramer fue uno de los principales oradores del #EnelFocusOn celebrado por Grupo Enel en sus oficinas de Nueva York, donde se realizó la entrevista. Este evento de reflexión y diálogo multistakeholder  se se enmarcó en la Climate Week organizada en la ciudad por The Climate Group entre el 24 y el 30 de septiembre.

Su exposición ha girado en torno al ‘valor compartido’. De manera breve, ¿cómo lo definiría?

Para mí valor compartido es cómo las empresas son capaces de solucionar sus problemas de una manera diferente. No estamos hablando de filantropía ni de Responsabilidad Social Corporativa, sino de una manera de gestión diferente, de otra manera de ver los negocios. Esto se traduce en crear una estrategia transversal que simultáneamente genere valor para la empresa y la sociedad, creando así una alianza en la que todos ganan.
 
¿Cuál ha sido la evolución del concepto de valor compartido en los últimos años?

Creo que el número de grandes empresas que han decidido optar por crear alianzas de valor compartido ha aumentado respecto a hace unos años. Un gran ejemplo es Grupo Enel, que incluye este tipo de estrategia en el punto central del negocio; incluso las grandes escuelas lo están integrando en sus materias. Además, como comentaba en mi exposición, cada vez más los inversores tienen muy en cuenta la capacidad de las empresas para generar valor compartido y de hacer frente a problemas globales como son el cambio climático, el hambre o la pobreza, entre otros. Los propios Objetivos de Desarrollo Sostenible tienen su base en el concepto de ‘valor compartido’.
 
Comentaba que Grupo Enel es un buen ejemplo de lo que representa el valor compartido. ¿Por qué?

Su estrategia está centrada ahora mismo en promover las energías renovables o la movilidad sostenible, conscientes de que el ecosistema tiene que cambiar. Impulsando los coches eléctricos y el uso de una energía verde, están haciendo crecer su negocio y a la vez ayudando a mitigar el cambio climático, con sus respectivas consecuencias positivas en el medio ambiente y la salud de la sociedad. Han sido capaces de tener una visión global y exitosa que contribuye a que el sistema funcione, más allá de los beneficios económicos que les puedan generar estas decisiones responsables.
 
¿Cómo pueden los medios de comunicación contribuir a promover las alianzas de valor compartido?

Haciendo bien su trabajo. Los medios de comunicación son una pieza fundamental en esto. Tienen la responsabilidad de recopilar las prácticas de las organizaciones, incluidas las malas, y exponerlas. E igualmente, deben informar de lo que éstas hacen bien y las soluciones que ponen en marcha para tratar de solventar sus errores. De esta manera, los medios contribuyen también al progreso social. Además, creo que son también responsables de pedir explicaciones a los Gobiernos y las Administraciones e informar verídicamente a los ciudadanos.
 
¿Quién debe dar un paso hacia el frente primero: empresa, Gobierno o sociedad civil?

Creo que son las empresas las que deben liderar este movimiento. Primero es necesario que entiendan realmente el concepto y después que inviten a otros grupos a unirse a sus estrategias. Las empresas son los principales motores económicos de un país, y desde donde principalmente arranca la fuerza para cambiar las cosas.
 
¿En qué áreas –Medio Ambiente o Sociedad, por ejemplo- sería más fácil solucionar problemas globales a través de las alianzas de valor compartido?

Todos los problemas sociales están relacionados de algún modo con los negocios y creo que hay oportunidades directas de incidir sobre ellos de una manera positiva, a pesar de que la actuación del Gobierno correspondiente influya.